Cómo y por qué el flossing será tendencia esta primavera
Article
Written by Ivet Puig
21.03.21

Ni botones, ni cremalleras; el hilo es el nuevo elemento de moda.

El flossing es una tendencia que se refiere a todas aquellas prendas que utilizan multitud de tiras finas cruzadas, anudadas o lazadas.

Este término inglés significa en realidad hilo o seda dental y se utiliza para describir esta tendencia por su parecido con este material de higiene bucal. Aunque la relación entre ambos es puramente estética.

La plataforma Lyst alertaba a principios de este año de la popularidad de esta tendencia, de la que se detectó una subida en las búsquedas de un 57%.

Como si de repente no existieran cremalleras, ni botones, ni cualquier otro tipo de cierre, varios diseñadores y marcas coinciden en utilizar hilos o tiras finas para experimentar con nuevas siluetas, aberturas y también con el efecto visual de los mismos.

Así, estos se añaden a crop tops, camisas, vestidos, faldas y todo tipo de prendas y se utilizan en contraste con las partes del cuerpo que quedan al descubierto, sobre todo en la cintura y el escote.

Según Lyst, uno de los diseñadores más deseados es Cristopher Esber, embajador de esta tendencia por la que lleva apostando algunas temporadas.

El diseñador aseguró en declaraciones a Vogue que, para su colección SS21, se había inspirado en una vida tropical, algo que le había ayudado a mantener el foco en el proceso creativo. Aunque con un estilo minimalista, sus diseños tienen una clara influencia playera y juegan con aberturas, drapeados y el flossing para otorgar a sus prendas una dosis de sensualidad sin perder la elegancia.

En una línea muy similar Jonathan Simkhai envisionó, en pleno confinamiento, la celebración de bodas en la playa y barbacoas al aire libre, lo que resultó en una colección de prendas ligeras y románticas, con pequeños guiños al flossing, aunque de una manera muy sutil.

Jonathan Simkhai SS21. D.R. Cortesía de la marca
Cristopher Esber SS21. D.R. Cortesía de la marca

Otra de las embajadoras del flossing es la diseñadora británica de orígenes indios Supryia Lele. En su caso, esta técnica ha formado parte de la identidad de sus diseños desde sus inicios.

Tras presentar su colección SS21, la joven diseñadora explicó a Vogue Runway que al salir del confinamiento ella y su equipo sentían la necesidad de vestirse a diario para sentirse bien y ‘sexy’. Por lo que las prendas de la colección intentan satisfacer esa necesidad.

Al mismo tiempo, debido a las restricciones, Supryia Lele tuvo que hacer las pruebas de las muestras de manera interna entre las mujeres de su equipo;  con todo tipo de cuerpos y medidas. Por ello se convirtió en una prioridad para la diseñadora crear siluetas que pudieran quedar bien a todo el mundo a través de prendas ajustables. «Quería representar la sensualidad a través de la confianza, más que a través de lo visible» y que las prendas «se pudieran adaptar a como te sientes en cada momento».

Así, Lele utilizó el flossing para envolver cinturas y embellecer la línea del escote, pero también en faldas asimétricas con ligeros drapeados que se inspiran en los orígenes indios de la diseñadora.

Jacquemus SS21. D.R. Cortesía de la marca
Supriya Lele SS21. D.R. Cortesía de la marca

Otra de las colecciones que tuvo un gran impacto en la definición de las tendencias para la temporada Primavera Verano 2021 fue la de Jacquemus, presentada en medio de un campo de trigo ante una audiencia de tan solo 100 invitados.

Según Jacquemus, a través de esta colección – llamada L’amour – quería tratar el amor y de la celebración, como si se tratara de una boda sencilla en el campo, o la fiesta de la cosecha. El resultado fue un desfile íntimo, una sensación que se trasladó también a sus diseños: vestidos románticos, casi nupciales, colores naturales y prendas que conforman el perfecto armario de verano. Sofisticado y relajado al mismo tiempo.

Así, Jacquemus también se sirvió del flossing para completar algunas de sus prendas, sobre todo el escote en el caso de los vestidos, mientras que también lo utilizó para dar continuidad a camisas cropped.

Pero fueron más los diseñadores y marcas que apostaron por esta tendencia: Acne Studios en una colección espiritual con un gran contraste de materiales y colores y con especial protagonismo de las transparencias. Cult Gaia con una clara apuesta por la sensualidad, así como Magda Butrym. También Victoria Beckham siguiendo su identidad elegante utilizó el flossing en vestidos de una forma muy sutil, mientras que en un plano completamente opuesto, la diseñadora emergente Nensi Dojaka se sirvió del flossing para construir prendas completamente irregulares y deconstruidas.

Se trata de una tendencia muy replicada y, por ejemplo, Musier Paris, Orseund Iris o la firma australiana Sir the Label también incluyen esta tendencia en sus colecciones de primavera verano 2021.

Aunque se trata de una tendencia que ya se asomó el pasado verano, este año viene pisando con todas sus fuerzas.

Acne Studios SS21. D.R. Cortesía de la marca
Victoria Beckham SS21. D.R. Cortesía de la marca
Acne Studios SS21. D.R. Cortesía de la marca
Jacquemus SS21. D.R. Cortesía de la marca
Nensi Dojaka SS21. D.R. Cortesía de la marca
Magda Butrym SS21. D.R. Cortesía de la marca
Cecilie Bahnsen SS21. D.R. Cortesía de la marca
Cómo y por qué el flossing será tendencia esta primavera

Subscribe to stay up to date